Los peques de Marta

Grupo de 5 años de Educación Infantil (C.E.I.P. San Fernando- Nájera)

Fiesta de Carnaval: somos piezas de Ajedrez

en 12 febrero, 2015

Así de guapos hemos venido hoy al cole, disfrazados de piezas de Ajedrez: DSC02219 DSC02220 DSC02221 DSC02222

Después del recreo nos hemos reunido todos los niños y niñas de la planta baja en el gimnasio para dividirnos por grupos de colores con un punto que nos habían pintado las seños en la mano con rotulador. De este modo nos hemos mezclado los niños de todas las edades y hemos formado equipos heterogéneos que han ido rotando por los diferentes talleres.

En el taller de pinta uñas nos hemos decorado las uñas de blanco y negro:

En el taller pinta piezas hemos pintado unas piezas enormes de ajedrez con rodillo y tempera.

Y en taller cuenta-cuentos, hemos contado un cuento muy divertido en el que teníamos que hacer muchas cosas.

La batalla del mar de Ajedrez

PALABRAS CLAVE Y ACCIONES

Explicar a los niños qué deben hacer en cada acción, repartir los personajes utilizando piezas de ajedrez reales  y practicar un poco antes de comenzar a leer el cuento.

  • AJEDREZ: todos hacen la ola
  • TABLERO: todos se echan para atrás y levantan las piernas
  • ISLABLANCA: las piezas blancas dicen ¡AU,AU!
  • ISLANEGRA: las piezas negras dicen ¡OE, OE!
  • REY: el rey se levanta y todos le dicen: Majestad.
  • REINA: la reina se levanta y todos dicen ¡Viva la reina!
  • PEONES: los peones se levantan y se sientan rapidamente
  • TORRE: las torres se levantan y todos levantan los brazos (como las almenas)
  • ALFIL: se levanta y hace una reverencia
  • CABALLO: el caballo se levanta, trota y el resto dice clo,clo,clo (con chasquidos de la lengua)

Hace muchos, muchos años en un mar muy lejano llamado Ajedrez, había tres islas.

Una de ellas, Islablanca, estaba habitada por un rey  y una reina que vivían en una gran torre en lo más alto del poblado. El Alfil ayudaba a los reyes en las labores de palacio y todas las tardes salían a pasear a caballo para comprobar que los habitantes de Islablanca, a los cuales llamaban peones blancos, eran felices y no les faltaba de nada.

Cerca estaba situada otra isla, Islanegra. En ella vivían los peones negros gobernados por la reina y el rey que también vivían en una gran torre con almenas.

Pero entre las dos islas, había otra muy peculiar de forma cuadrada a la que todos llamaban isla Tablero, donde se encontraba el único pozo de agua dulce del que se abastecían los habitantes de Islablanca y de Islanegra. Para no tener problemas, habían marcado isla Tablero de blanco y de negro. De este modo los habitantes de Islablanca se dirigían al pozo por las casillas blancas y los de Islanegra por las casillas negras, sin tropezarse nunca los unos con los otros.

Pero un día el Alfil de Islablanca, al regresar de isla Tablero se dio cuenta de que en el pozo quedaba muy poca agua y cogió un atajo por las casillas negras para poder observar cómo utilizaban el agua en Islanegra. Así se dio cuenta de que los peones negros desperdiciaban el agua regando los cultivos cuando no lo necesitaban, el Alfil negro tiraba el agua que le sobraba de cocinar y limpiar a los caballos en lugar de utilizarla para el día siguiente y el rey y la reina llenaban la bañera de la torre varias veces al día en lugar de utilizar la ducha.

Cuando los reyes de Islablanca escucharon lo que estaban haciendo en Islanegra con el agua, decidieron mandar un mensaje a sus vecinos y quedaron para hablar en la isla Tablero.

Allí fueron todos: el rey, la reina, 8 peones, 2 caballos, 2 alfiles y construyeron dos torres de asalto. Decidieron que el consumo del agua del pozo debía estar limitado y por ello cada día, tan solo podrían utilizar el pozo los habitantes de  una de las dos islas. Pero como no se ponían de acuerdo en los turnos de utilización del pozo, decidieron que tan sólo el rey de una de las dos islas pudiera coger agua y así, todas las mañanas, se dirigían a isla Tablero e intentaban capturar al rey de la isla vecina para que ese día no pudiera coger agua. También  procuraban proteger a su rey y capturar las piezas del equipo contrario.

Como los que habían desperdiciado el agua eran los habitantes de Islanegra, pensaron que lo justo era que cuando se iniciara una batalla para decidir que isla podría utilizar el agua ese día, comenzaran la partida los habitantes de Islablanca.

Y así es como todos los días se produce una pequeña batalla en la isla Tablero dentro del mar de Ajedrez.

Como siempre que hacemos este tipo de talleres es una verdadera maravilla ver cómo interaccionan los niños de distintas edades y como cuidan los “grandes” de los “pequeños”.

¡HASTA SIEMPRE PATARRONA! ¡

TE ESPERAMOS EL CURSO QUE VIENE!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: